La creatividad y el ciclo menstrual

¿Sabías que el ciclo menstrual influye en tu capacidad creativa?

Los cambios que experimentamos a lo largo del ciclo, transforman nuestra percepción del mundo, alterando la experiencia y la conciencia. Por lo tanto, la forma en la que sentimos y expresamos nuestra creatividad, va cambiando también según la etapa menstrual en la que nos encontremos.

Hay etapas en las que estar conectadas con nosotras mismas y con nuestra creatividad nos resulta más fácil y otras en las que nos sentimos tan bloqueadas, que parece que el ritmo de la vida nos paraliza.

Si registramos nuestro ciclo y tenemos familiaridad con el autoconocimiento, nos daremos cuenta de que hay un patrón emocional que se repite en ciertos momentos del mes. Esas emociones repetitivas, vienen a mostrar algo de nosotras mismas.

Para poder captar su significado debemos dejarnos sentir las sensaciones que nos invaden, no solo comprenderlas de manera intelectual. El trabajo interno está en reconocer, aceptar, y respetar ese bloqueo que está dentro de nosotras, y desde ahí, identificar las causas que nos llevan a sentirnos desconectadas.

Dejémonos sentir la naturaleza cíclica femenina, entendiendo que nuestras emociones no son lineales y que cambiamos al igual que lo hacen las estaciones del año.

Si aprendemos a tratarnos con amor, estos momentos se vuelven muy fáciles. Darnos cuenta e integrar este conocimiento, nos hará más fácil conectar con la energía creativa que nos proporciona cada fase del ciclo.

Ser creativa no implica solo producir objetos físicos, sino también desarrollar otras formas de expresión.

Miranda Gray nos recuerda que Crear significa mirar al mundo de modo creativo, y por ello admirar un cuadro, leer un libro o escuchar música pueden ser actividades tan creativas como el hecho de pintar ese cuadro, escribir un libro o tocar un instrumento

El saber mirar y apreciar el arte de las cosas cotidianas hace que desarrollemos nuevos pensamientos y emociones. Con estas nuevas emociones expresamos al mundo exterior y expandimos nuestra conciencia. Podemos utilizar la energía creativa para darle forma a una idea. Podemos impulsar un proyecto, resolver un problema, crear algo con las manos, comunicar o incluso relacionarnos desde el amor y descubrir nuevas formas de autoconocimiento.

En la fase premenstrual expresamos y sentimos de un modo muy diferente que en la fase ovulatoria o menstrual.

Tal vez estemos más hacia dentro y con menos ganas de relacionarlos con los demás, nos volvemos más intuitivas y sensibles.

Es la etapa perfecta para aprender a poner límites y darnos espacios de autocuidado. Cuanto más conectadas con nosotras mismas, más potencial creativo tenemos para estar en el mundo.

Por lo tanto, aprovechemos las emociones y la sensibilidad que aflora en esta fase, deja salir la creatividad de la forma en la que quiera. Puede que sea a través del entorno, decorando u organizando el espacio en el que vives, esto es llevar al exterior tu propio mundo interno.

Puede ser que te dejes llevar por los momentos de inspiración e imaginación y tengas una idea, un pensamiento, una intuición que te haga comenzar un proyecto, escribir una experiencia o realizar un cambio. Si tienes una idea, escribe sobre ella, moldéala, píntala… Si sientes ganas de bailar, baila, danza, llora y ríe…

Conecta con la ciclicidad que es tu propia naturaleza. ¡EXPRÉSATE!. Y verás como se
desencadena una avalancha de inspiración.

Alba Santillana

Anterior

Siguiente

M

Hello. How are you?

SAMPLE POPUP

Built with Divi Builder.

Email Address

your@gmail.com

OUR OFFICE

101 Mark Boulevard St,
10040, New York,
United States.